DIABETES Y CORONAVIRUS

Categoría: CORONAVIRUS , Mes Actual , Novedades

La Organización Mundial de la Salud (OMS) ha declarado que el brote de COVID-19 es una emergencia de Salud Pública Mundial, más de 46 millones de personas alrededor de todo el mundo se han infectado. Para muchos la infección es leve, sin embargo, las personas mayores y las personas con afecciones médicas preexistentes (como diabetes, enfermedades cardíacas y asma) parecen ser más vulnerables a enfermarse gravemente.

La vulnerabilidad en relación con la diabetes se basa en dos razones. En primer lugar, el sistema inmunitario (las defensas) se ven afectadas por glucemias elevadas, lo que dificulta la lucha contra el virus y probablemente conduce a una recuperación más lenta. En segundo lugar, el virus puede prosperar en un entorno de glucosa elevada en la sangre.

Para las personas que viven con diabetes, es importante tomar las precauciones correspondientes para evitar el virus. Las recomendaciones que se emiten al público en general (lavarse las manos, uso de tapabocas, no compartir objetos como mate, evitar contacto con personas sintomáticas etc.) son doblemente importantes para las personas que viven con diabetes y para cualquier persona que tenga contacto cercano con ellas.

La nutrición saludable es esencial en el manejo de su diabetes. Es muy importante mantener una alimentación adecuada y balanceada para el control de su diabetes y para mejorar su sistema inmune. Se recomienda dar prioridad a alimentos con bajo índice glucémico (vegetales, frutas, legumbres, cereales integrales etc.) y evitar el consumo de bebidas azucaradas, alimentos ultra procesados y ricos en grasas, entre otras recomendaciones. Es muy importante realizar actividad física regular, ya sea al aire libre con uso de barbijo o planificar el ejercicio en casa.


SI USTED TIENE DIABETES ES MUY IMPORTANTE QUE:

• Continúe con sus controles de salud, que el miedo al contagio no interrumpa los cuidados esenciales.

• Preste especial atención a su control de glucosa y continúe con su medicación habitual.

• Asegúrese de poder corregir la situación si su glucosa en la sangre cae repentinamente.

• Prepárese en caso de que se enferme. Si presenta síntomas similares a los de la gripe es importante consultar.

• Cualquier infección elevará sus niveles de glucosa y aumentará su necesidad de líquidos, así que asegúrese de un suministro suficiente de agua, provisión de alimentos y sus medicamentos.

• Si vive solo, asegúrese de que alguien en quien pueda confiar sepa que tiene diabetes, ya que puede necesitar asistencia si se enferma.


AUTORA: Dra. Frías L. Rocío - MP 5857 ME 3190
Médica esp. en Clínica Médica y especializada en Diabetología


ADHERÍ AL MODO SALUDABLE, NO TE FRUSTRES MAS

Cuando oímos la palabra dieta a todos se nos viene en la mente una receta rígida. A la hora de perder peso generalmente buscamos hacer dieta, queremos conseguir la que asegure el éxito en el período más corto posible. Entendemos que la clave es seguirla a rajatabla, nada más lejos de la realidad, el factor clave del éxito no es disponer de la mejor dieta milagro, sino de entender el concepto de adherencia y aplicarlo.

Adherencia, significa mantener un cambio a lo largo del tiempo. Para tener éxito es indispensable aceptar e integrar un nuevo cambio de estilo de vida como algo que se va a adquirir. En otras palabras, metas fáciles con las que vamos a comprometernos.

La importancia de la adherencia, el verdadero éxito radica en, lograr y mantener en el tiempo un peso sano y una condición física saludable.

Los tratamientos que a la vista son «efectivos» porque permiten perder mucho peso en poco tiempo, no son en realidad exitosos, incluyen acciones estrictas, inflexibles y por ello, insostenibles en el tiempo, es decir, no generan adherencia.

Las dietas estrictas y los estímulos físicos excesivos ayudan a quitarnos muchos kilos de encima en poco tiempo, pero hacen que no tengamos una adaptación metabólica, dando por consecuencia que al dejarlos tengamos un efecto rebote, y por ello, es imposible mantener el peso perdido, lo cual demuestra la falta de éxito del tratamiento.

Las fluctuaciones de peso no son sanas en absoluto, perjudican al organismo tanto por dentro como por fuera y nos desmotivan poco a poco al mismo tiempo que resienten nuestro metabolismo y por ello, nos preparan para un mal pronóstico al volver intentar un nuevo tratamiento para lograr un peso saludable.

En la adherencia radica el éxito, si sos capaz de obtener un peso saludable y sostener las conductas en el tiempo, también será muy probable que nuestro cuerpo pueda mantenerse en un peso adecuado a largo plazo, minimizando el riesgo de recuperar el peso perdido.


COMO LOGRAR ADHERENCIA

Si queremos lograr un peso saludable, cómodo y sostenible en el tiempo es fundamental entonces lograr adherencia al modo saludable. Los factores que te ayudarán son:

Restringir calorías con moderación. Aunque el déficit calórico es necesario para adelgazar, lo recomendable es reducir en promedio 500 Kcal diarias. Si se quitan 1500 Kcal y la persona está habituada a consumir 3000 debemos considerar que tendrá que restar la mitad de lo que estaba consumiendo, algo muy difícil de lograr y probablemente insostenible en el tiempo.

646387290

Tener una alimentación variada y de calidad. Da una propuesta más flexible y protege la salud, no genera riesgos y por lo tanto, se vuelve más sencillo el mantenerlo a largo plazo. Para perder peso no sólo debemos mirar calorías, es más importante atender a la calidad de lo que comemos.

Amplia tus posibilidades de ser activo. La clave es establecer una propuesta progresiva para generar el habito de actividad física. Siempre propone objetivos a corto plazo, que se ajusten a tus características y necesidades.

Tener un entorno saludable y seguro. Nuestra familia o quien vive con nosotros comparten nuestras comidas e incluso, nos incentivan a movernos más y comer mejor, el apoyo de quienes nos rodean resulta clave para lograr adherencia.

Un tratamiento guiado por un profesional. Nos brindara un tratamiento adecuado a las particularidades de quien la busca, considerando costumbres previas, enfermedades o condición biológica, posibilidades, nivel de actividad física, entre otras características que resultan clave para lograr adherencia.


Los errores que no debes cometer son:

• Acudir a una dieta milagro, de moda, de revista o que nos pasó nuestro amigo.

• Utilizar sustitutos de comida para no tener que cocinar ni pensar en qué comer mientras buscamos perder peso.

  • Fijar objetivos poco realistas o inalcanzables que nos desanimen al poco tiempo de haber comenzado.

• Sacrificar vida social a causa del tratamiento.


La adherencia o el mantenimiento de conductas a largo plazo, es el factor más importante para lograr una Vida Saludable.


LA MEJOR FORMA DE TRATAR UN ACV, ES QUE NO OCURRA

Mantener un estilo de vida saludable reduce el riesgo de padecer un accidente cerebrovascular.

El no fumar, mantener un peso saludable, hacer ejercicio y llevar una dieta rica en frutas y verduras, tiene los mayores efectos sobre la prevención de un accidente cerebrovascular (ACV). No hay nada que pueda hacer la medicina que supere esto.

También, mantener el colesterol y la presión arterial en parámetros normales reduce significativamente el riesgo de accidente cerebrovascular. La mejor forma de prevenir un ACV, dicho de una forma simple, es que nos encarguemos de nuestra propia vida.

Estos consejos se aplican a todos los tipos de ACV, el isquémico, en el que un vaso sanguíneo del cerebro resulta obstruido; el no isquémico (hemorrágico), en el que un vaso rasgado sangra dentro del cerebro; y el accidente isquémico transitorio (AIT), un accidente cerebrovascular temporal que puede ser indicador de riesgo de uno más grave.


PEQUEÑOS CAMBIOS EN TU ESTILO DE VIDA – 7 PASOS

Ser activo + Tener una dieta saludable + Controlar el colesterol + Controlar el azúcar en sangre + Controlar la presión arterial + Mantener un peso saludable + no fumar = SALUDABLE.

4 (cuatro) Hábitos Saludables:

• Hacer Actividad física, 30 minutos por día, en niveles que promueva la salud cardiovascular.

• Llevar una dieta saludable, incorporar todos los días 5 porciones de frutas y verduras, aceites saludables, controlar la sal y evitar los alimentos ultra-procesados.

• Tener un Peso Saludable y No Fumar.

3 (tres) Paramentos Importantes:

• Tener un Colesterol total (en sangre) menor a 200mg/dL.

• Glucosa en ayuno (en sangre) menor a 100 mg/dL.

• Presión arterial 120/80 mm Hg.

Son siete factores de salud que pueden mejorar tu bienestar, súmalos en tu vida, vos podés detener un ACV antes de que comiencen. Empeza de a poco y sin complicaciones, hace un cambio hoy, y así ya estarás listo para otro mañana. Antes de que puedas darte cuenta, habrás dejado de tomar malas decisiones ¡y habrás comenzado a tomar decisiones de vida!


MUCHO MAS QUE PESO Y GRASA

Categoría: CORONAVIRUS , Mes Actual , Novedades

En Argentina, según la última Encuesta Nacional de Factores de Riesgo (4° ENFR -2018), el 36,3 % de los argentinos mayores de 18 años presenta obesidad.

El pasado mes de septiembre, el Ministerio de Salud de Argentina incluyó en el Boletín Oficial a la obesidad como factor de riesgo en relación al coronavirus. Esto se sustenta en que la evidencia científica internacional ha demostrado que es un factor asociado a que los pacientes Covid-positivos tengan mayor riesgo de sufrir evolución desfavorable.

Paralelamente, la obesidad es un factor de riesgo para otras enfermedades, del tipo crónicas no transmisibles, como las cardiovasculares (principalmente cardiopatía y accidente cerebrovascular), diabetes mellitus y algunos tipos de cáncer, patologías que desde el inicio de la pandemia se sabe que son factores asociados a mayor gravedad en la infección por Sars-CoV-2.

La sindemia se define como la colisión de dos o más pandemias, en la actualidad hablamos de la Sindemia de la Obesidad y Covid-19. La cuarentena por coronavirus impacta en la accesibilidad de alimentos, dando por consecuencia el aumento de la oferta de productos con menor nivel nutricional. También favorece el sedentarismo, lo que, combinado, con la ingesta de alimentos de baja calidad nutricional agrava más aún la pandemia de la obesidad.

¿Qué hacemos? Frente a un escenario tan complejo no podemos esperar soluciones simplistas como dietas milagrosas, productos mágicos o fármacos sagrados.  En este contexto de pandemia, tenemos dos desafíos, por un lado, debemos evitar el abuso de televisión y celular, por otro lado, es importante disminuir la ingesta de calorías vacías, y alimentos ultra-procesados.


SI TENGO UNOS KILOS DE MAS ¿COMO PUEDO CONTROLARLO?

Hace ejercicio y lleva una dieta equilibrada. Todos los días hace 30 minutos de actividad física, incorpora 5 frutas y/o verduras, cereales integrales y lácteos descremados, legumbres (de 3-5 raciones a la semana) y carnes magras.

Tene en cuenta el tipo de cocción y mantene los horarios de comida. Es mejor cocinar los alimentos de forma saludable, evitando las frituras. No dejes de hacer el desayuno, almuerzo, merienda y cena, entre medio come una colación, incorpora frutas.

Bebe agua. Debes tomar diariamente, al menos 8 vasos de agua.

Dormí bien. Además de una dieta adecuada y ejercicio, es fundamental descansar, dormir entre 7 y 8 horas al día.

En caso de obesidad severa, se recomienda que el paciente se acerque a un equipo interdisciplinario en búsqueda de asesoramiento para comenzar tratamiento. El plan de acción debe ser integral, personalizado e interdisciplinario.

Siempre es importante tener presente que el tratamiento se debe adecuar a los hábitos, gustos, costumbres y alcance socioeconómico de la persona. La alimentación y la actividad física son irremplazables para lograr los objetivos.

Para poder resolver el problema de la obesidad, es necesario entender que lo que se debe perseguir es un cambio de estilo de vida, de hábitos, y no solo el descenso de peso evidenciado en la balanza.


¿COMO MANTENER UNA ALIMENTACIÓN SALUDABLE EN PANDEMIA?

La pandemia del coronavirus (COVID-19) cambio la vida de todo el mundo. La escuela en casa, los adultos también, da por consecuencia que el cotidiano sea una odisea. La crianza de nuestros niñ@s, el trabajar en casa a tiempo completo, las responsabilidades hogareñas, hace que la pregunta ¿que comemos hoy? se convierta en un reto diario.

Para complicar aún más las cosas los problemas económicos por pérdida de ingresos, la complejidad a la hora de hacer las compras y las interrupciones en los sistemas de suministro de alimentos empeoran la situación.

Por estas razones, muchas familias están recurriendo a platos preparados y productos procesados para alimentar a su familia de forma rápida y barata. De aquí la importancia de reivindicar la alimentación casera, saludable y accesible, tenes que saber que hay alternativas prácticas y saludables que podés incorporar todos los días. Te dejamos algunos consejos para que tu familia pueda llevar una dieta variada y nutritiva que contribuya a establecer hábitos de alimentación saludables.


SEGUÍ COMIENDO FRUTAS Y VERDURAS

Comprar, almacenar y cocinar fruta y verdura fresca puede ser difícil durante un aislamiento, especialmente cuando se recomienda limitar las salidas del hogar. Sin embargo, en la medida de lo posible, es importante asegurarse de que nuestra dieta incluya una cantidad suficiente de frutas y verduras. Opta por frutas y verduras de estación, tu bolsillo te lo va a agradecer.

Siempre que tengas la oportunidad de conseguir productos frescos, hacelo. La fruta y la verdura también se puede congelar, y conserva gran parte de su sabor y sus nutrientes. Si utilizas verdura fresca para cocinar sopas, caldos u otros platos en grandes cantidades conseguirás que duren más y tendrás distintas opciones para varios días. Además, también podés congelar estos platos y recalentarlos rápidamente.


SI NO ENCONTRAS PRODUCTOS FRESCOS, CÁMBIALOS POR ALTERNATIVAS SALUDABLES

Los productos frescos son la mejor opción, pero cuando no están disponibles hay muchas alternativas saludables que podes almacenar y preparar fácilmente.

Las legumbres secas, aportan abundantes nutrientes, pueden almacenarse durante meses e incluso años, se pueden incluir en tus platos de diversas formas.

Las latas de atún, jurel, caballa al natural, son ricos en proteínas, ácidos grasos omega 3 y una variedad de vitaminas y minerales. Podes utilizarlos en frío, como, por ejemplo, en sándwiches, ensaladas o platos de pasta, o también añadirlos a platos calientes.

Las verduras congeladas, suelen contener menos vitaminas que los productos frescos, pero son una buena alternativa si te cuesta encontrar productos frescos.

Los alimentos deshidratados, como los orejones de durazno, ciruelas, manzana y damasco son buena opción, te conviene hidratarlos y hacer una rica compota.


RESERVA SNACK SALUDABLES

Niñ@s y adultos picoteamos durante el día, en lugar de usar dulces o snack salados pocos saludables, opta por opciones más saludables como frutos secos, queso, yogur (descremado), fruta troceada o deshidratada u otras opciones saludables. Estos alimentos son nutritivos, sacian más y contribuyen a crear hábitos saludables para toda la vida.


LIMITA LOS ALIMENTOS ULTRA-PROCESADOS

Aunque no siempre será posible utilizar productos frescos, intenta limitar la cantidad de alimentos ultra-procesados. Las preparaciones listas, los platos preparados y los postres envasados suelen tener un alto contenido de grasas saturadas, azúcares y sal.

Trata de evitar las bebidas azucaradas y, en su lugar, bebe agua abundante. Una buena forma de aportarle más sabor al agua es hacer aguas saborizadas naturales, al agua agregarle frutas o verduras, como limón, naranja, rodajas de pepino o manzana.


FOMENTA LA COMENSALIDAD Y LA COCINA CASERA

Cocinar y comer todos juntos es una forma excelente de crear rutinas saludables, fortalecer los lazos familiares y divertirse. Siempre que sea posible, invita a tus hijos a participar en la preparación de la comida: los más pequeños pueden ayudar a lavar o a organizar los alimentos, mientras que los mayores pueden asumir tareas más complejas y ayudar a poner la mesa.

En la medida de lo posible, intenta establecer horarios para comer en familia. Este tipo de estructuras y rutinas pueden contribuir a reducir la ansiedad de los niños en estas situaciones de estrés.


LA LACTANCIA MATERNA, SIEMPRE ES LA MEJOR OPCIÓN

La lactancia materna es el inicio de la alimentación saludable, tiene que ser exclusiva hasta los 6 meses y durar hasta los 2 años. Las mujeres que padecen COVID-19 pueden seguir amamantando a sus hijos si lo desean. No obstante, deben cuidar la higiene respiratoria mientras lo hacen, llevando una mascarilla siempre que puedan, lavándose las manos antes y después de tocar al bebé y limpiando y desinfectando repetidamente las superficies que hayan tocado.


MANTENE LA HIGIENE DE LOS ALIMENTOS

No se ha demostrado que la COVID-19 pueda contagiarse por el contacto con los alimentos o sus envases. Sin embargo, siempre es importante mantener una buena higiene al manipular la comida para evitar cualquier enfermedad transmitida por los alimentos. 

Seguí las cinco claves de la OMS para la inocuidad de los alimentos:

• Mantene la limpieza.

• Separa los alimentos crudos de cocidos.

• Cocina completamente los alimentos.

• Mantene los alimentos a temperaturas seguras.

• El Usa agua y materias primas seguras.


Una alimentación saludable es muy importante durante la pandemia de COVID-19. Lo que comemos y bebemos puede afectar a la capacidad de nuestro organismo para prevenir y combatir las infecciones y para recuperarse de ellas.

Aunque ningún alimento ni suplemento dietético puede prevenir ni curar la COVID-19, una alimentación saludable es importante para el buen funcionamiento del sistema inmunológico. La alimentación adecuada también puede reducir la probabilidad de aparición de otros problemas de salud como la obesidad, las enfermedades del corazón, la diabetes y algunos tipos de cáncer.


LA IMPORTANCIA DEL CUIDADO DE TU BOCA

Categoría: Mes Actual , Novedades

La boca tiene diferentes funciones, la alimentación y digestión, el habla, el besar y el sonreír. Los bebes conocen el mundo a través de ella y es fundamental en la lactancia. Por estos motivos es de suma importancia el cuidado de la salud bucal.

Cuando hablamos de salud bucal no solo tenemos que pensar en los dientes, si no también en todas las estructuras que los rodean, las encías, el paladar, mejillas, la lengua, labios, es decir el aparato estomatognático. Todas estas estructuras deberán trabajar en perfecto equilibrio, ¿cómo hacemos?


HIGIENE BUCAL

El cepillado dental hay que realizarlo después de cada comida para eliminar la placa bacteriana: conjunto de microorganismos + azúcares.Tenemos que usar un cepillo adecuado para cada boca, preferentemente pequeño, con cerdas del mismo color y el mismo tamaño. El cepillo deberá ser suave.

• El cepillo se usa seco, con o sin pasta dental. Si usamos pasta colocaremos una pequeña cantidad, del tamaño de una lenteja.

• Cuando las cerdas del cepillo dental comienzan a abrirse tendremos que cambiarlo por uno nuevo.

• Usar hilo dental en cada cepillado, fundamentalmente a la noche.

• El cepillado de la noche es el más importante de todos. Durante la noche disminuye el flujo salival y los movimientos de la lengua, por lo que la comida queda más adherida a las piezas dentarias y esto junto a los microorganismos van formando la placa bacteriana que luego enfermará a los dientes y tejidos de sostén (encía y hueso). No cepillar la lengua para no generar lesiones.

A los/las bebés comenzamos a limpiarle la boca desde los primeros días de vida, con una gasita limpia o un dedal de silicona, sin pasta dental, al menos una vez al día. Esto es para generar el hábito de higiene dental desde temprana edad, a partir del 1° año de vida podremos usar un cepillo pequeño sin pasta.

Los adultos tendremos que ayudar a los niños y las niñas a cepillarse los dientes hasta los 8/9 años, al menos en el cepillado de la noche. Es muy importante que la familia comparta este momento de la higiene bucal para enseñar con el ejemplo y generar el hábito del cepillado desde temprana edad.


LA ALIMENTACIÓN

Aconsejamos mantener una alimentación saludable, ingerir frutas, verduras, agua.

Los microorganismos de la placa bacteriana utilizan fundamentalmente sacarosa para enfermar nuestros dientes y encías. Por lo que, si elegimos consumir alimentos con sacarosa, ej.: golosinas, yogurt, mermeladas, helados, azúcar común, lo haremos en muy pequeñas cantidades y además es muy importante que esta ingesta sea durante las comidas principales: desayuno, almuerzo, merienda y cena, nunca entre comidas.

El hábito de una alimentación saludable lo deberemos gestar desde temprana edad. Por esto recomendamos la lactancia materna exclusiva hasta los 6 meses de vida. Esto beneficiará también un desarrollo armónico de los maxilares y músculos masticatorios.

A partir de los 6 meses, los y las bebes comenzarán a incorporar alimentación sólida y semi-sólida. En este momento deberemos ofrecer una dieta variada en colores y texturas. Fomentaremos una alimentación dirigida o regulada por el/ la bebé, así comerá lo que necesita y quiere, fomentando su autonomía.

Aprovecharemos la etapa de mayor curiosidad del bebé. Enseñaremos a usar vaso, taza, cuchara para que más adelante cuando dejen de tomar la teta, pasen directamente a tomar en taza y no en mamadera. No aconsejamos la ingesta de jugos y/o gaseosas.


VISITAS AL ODONTOLOGO/A.

En este contexto de pandemia, se están atendiendo urgencias y emergencias en los consultorios odontológicos. También continuamos con los controles preventivos de niños, niñas y embarazadas.

Los controles odontológicos comenzarán a los 6 meses de vida y continuarán a lo largo de la vida cada 6 meses. Lo ideal es realizar las consultas preventivas y oportunas. No esperar a tener dolor, una infección o ver un agujerito en un diente para concurrir al consultorio odontológico porque llegaremos tarde. En los niños y niñas es muy importante realizar las consultas periódicas para que la experiencia sea agradable.  

Aconsejamos en las mujeres embarazadas concurrir tempranamente a la consulta odontológica para mantener su boca sana durante todo el embarazo. Esto es muy importante porque durante este período aumenta el riesgo de caries y de gingivitis (inflamación de las encías). Esto se debe a los cambios hormonales, la mayor presencia de microorganismos en la boca y mayor ingesta principalmente de alimentos dulces (picoteo).

Con hábitos saludables de higiene y alimentación lograremos mantener la salud de la boca de la mamá embarazada. La gingivitis está asociada al parto prematuro y bajo peso al nacer, de aquí la importancia de prevenirla. Si la mamá llega al momento del parto en salud, lograremos que el /las bebés no tengan microbios en sus bocas y también estarán sanos y sanas.

También es importante concurrir al odontólogo/a si aparecieran en la boca lesiones que no curan en poco tiempo, cuando hay un bulto que crece, cuando hay sangrado de una lesión que no remite, cuando se ve alterada la movilidad de la lengua, para controlar prótesis dentarias mal adaptadas ya que pueden generar alteraciones en las mucosas que las soportan (paladar, reborde alveolar, etc.), piezas dentarias rotas con bordes filosos que lastiman la lengua, encía. Todo esto podría evolucionar a lesiones precancerosas y/o cancerosas.


USO DE FLUOR

Es una sustancia que podemos utilizar como complemento para evitar las caries dentales. Se puede usar de forma diaria en casa o bien ser aplicado por los odontólogos y odontólogas en los consultorios cada tres o seis meses según riesgo.

El flúor es útil si mantenemos una buena higiene y una dieta saludable. Por si solo no es preventivo de caries.


El seguir todos estos consejos te ayudara cuidar la salud de tu boca, dándote una gran sonrisa. La sonrisa es nuestra carta de presentación, a través de ella, dejamos ver nuestro estado de salud, nuestro estado de ánimo, y nos comunicamos con los demás. Todos los días construí y contagia una sonrisa Saludable.


ES ÉPOCA DE CUIDAR EL CORAZÓN

Categoría: Mes Actual , Novedades

Siempre es bueno cuidar el corazón, proteger la salud cardiovascular en épocas de cuarentena es un doble beneficio. No solo estamos reduciendo nuestro riesgo a futuro de patologías cardíacas, sino que también aumentamos la posibilidad de controlar una infección por Covid-19 y no avanzar hacia formas graves.

El control del estrés, hacer ejercicio y mantener una dieta saludable son los aspectos más importantes para cuidar la salud cardiovascular durante el aislamiento.

Las personas que padecen trastornos cardíacos o vasculares constituyen un grupo de riesgo en tiempos de coronavirus, por lo cual es fundamental mantener ciertas rutinas y no descuidarse como principal medida preventiva. A continuación, algunas recomendaciones a tener en cuenta.


El estrés en épocas de cuarentena.

Sin duda, la cuarentena es una situación estresante, nos estamos exponiendo a una convivencia rara por sus características. Por otro lado, si no convivimos con nadie, estamos inmersos en una soledad obligada.

A esto debe sumarse el miedo que genera la posibilidad de contagiarse. Esto también es un factor de estrés, el temor a que nosotros mismos o un ser muy querido fallezca por coronavirus, está latente.

Se recomienda, estar informado, pero no excederse. La hiperconexión a las noticias, la televisión e internet, buscando a cada momento los datos actualizados, puede ser contraproducente.

Es importante conocer las medidas vigentes y los cambios que puedan aplicarse, pero hay que establecer límites para que nuestra salud mental no se vea afectada. Las situaciones de estrés son detonantes de episodios cardíacos.

Es posible proteger la salud cardiovascular en tiempos de cuarentena manteniendo la conexión con los afectos. Las llamadas a los amigos y familiares queridos pueden funcionar como un factor de protección para nuestros corazones.

Alimentación y Actividad física

En columnas anteriores hemos dado recomendaciones para mantenernos saludables en cuarentena, y sabemos que es difícil hacerlo. Sin embargo, a pesar de la dificultad, la salud cardiovascular se verá muy beneficiada si somos capaces de mantenernos saludables dentro de nuestros hogares.

Durante la cuarentena es bueno establecer un horario puntual para realizar actividad física, un cronograma nos ayudará a cumplir el objetivo. Las rutinas de ejercicios han demostrado su utilidad como factores protectores de la salud cardiovascular, sobre todo en personas mayores. Un ejercicio de 30 minutos diarios es suficiente, y si se llega a establecer al menos 3 – 4 veces por semana, causará efectos metabólicos favorables, no se trata de una meta imposible.

No hay que pensar que se requieren grandes equipamientos ni enormes espacios para ejercitarse. Debemos ser ingeniosos y valernos de las rutinas que ya se han pensado para estas situaciones, las cuales pueden descargarse de la web, por ejemplo.

El confinamiento prolongado tiene el riesgo de que comamos de una manera desordenada y que lo hagamos con poco balance energético. Esta situación puede representar un aumento de peso a corto plazo, pero no es ese el único problema. Proteger la salud cardiovascular en cuarentena implica regular los ingredientes que no son recomendables, como la sal. Recordemos que el sodio tiende a aumentar los valores de tensión arterial.

Las medidas de aislamiento social influyen en la compra de alimentos. No todas las ciudades ni barrios cuentan con una provisión constante de frutas y verduras, y eso limita las opciones en la mesa. Si podemos organizarnos para salir poco y obtener estos alimentos, será provechoso para nuestro corazón.

Debemos evitar las frutas y verduras envasadas, aunque pueden ser más duraderas, la conservación se logra por la adición de sal, en contrapartida a lo recomendable.

El corazón está involucrado en muchas de las funciones diarias que dan vida al cuerpo. Por lo tanto, tener un corazón sano es vital para la salud en general. Mejorar la salud del corazón no es difícil cuando sabemos cómo sobrellevar el estrés, como alimentarnos y como hacer ejercicio, en especial en esta cuarentena.


COLUMNAS DE INTERÉS RELACIONADAS

COMO MANTENER UN ESTILO DE VIDA SALUDABLE EN TIEMPOS DE DISTANCIAMIENTO SOCIAL http://puntosaludable.redsalud.gob.ar/?p=3700

QUEDARTE EN CASA, NO QUIERE DECIR: ¡QUÉDATE QUIETO! http://puntosaludable.redsalud.gob.ar/?p=3743

PONELE SABOR A LA CUARENTENA http://puntosaludable.redsalud.gob.ar/?p=3910

APROVECHÁ LA CUARENTENA, HACÉ TU HUERTA http://puntosaludable.redsalud.gob.ar/?p=3780

EL MOMENTO PARA DEJAR DE FUMAR ES AHORA http://puntosaludable.redsalud.gob.ar/?p=3957

COMO DORMIR BIEN EN CUARENTENA http://puntosaludable.redsalud.gob.ar/?p=3922

COVID-19 y OBESIDAD, DOS PANDEMIAS CONTEMPORÁNEAS http://puntosaludable.redsalud.gob.ar/?p=4021

LA IMPORTANCIA DEL CUIDADO DE PERSONAS CON ENFERMEDADES CRÓNICAS DURANTE LA PANDEMIA  http://puntosaludable.redsalud.gob.ar/?p=4468


LA IMPORTANCIA DEL CUIDADO DE PERSONAS CON ENFERMEDADES CRÓNICAS DURANTE LA PANDEMIA

Categoría: Mes Actual , Novedades

La pandemia de Covid-19 que estamos viviendo puede afectar a personas de todas las edades y condiciones de salud, incluso a gente sana, sin embargo, se sabe que hay grupos de riesgo o personas más vulnerables. Dentro de este grupo de personas se encuentran los mayores de 60 años y aquellos que padecen enfermedades crónicas.

Las principales enfermedades crónicas son la obesidad, diabetes, hipertensión arterial, cardiopatías, asma bronquial, enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC), enfermedad renal crónica, entre otras. Éstas requieren de un tratamiento permanente para evitar los síntomas, prevenir las complicaciones y mejorar su calidad de vida.

La evidencia científica demuestra que las personas con enfermedades crónicas no transmisibles (ECNT) están en mayor riesgo de complicaciones graves (internación en terapia intensiva, necesidad de uso de ventilación mecánica) si sufren una infección por COVID-19. Por ello es fundamental que no abandonen sus controles y que no suspendan la medicación.

Para ello en Neuquén, se han implementado las consultas telefónicas o por telemedicina en toda la provincia, y también las visitas domiciliarias y provisión de medicamentos a domicilio a aquellas personas que viven en lugares alejados, no pueden movilizarse o estén solos y no tengan quien les provea la medicación. En el caso que el paciente tenga que ser visto por un profesional se le da un turno anticipado por teléfono para que se presente en la institución de salud donde se toman todas las medidas de bioseguridad necesarias para limitar al máximo el riesgo de infección.

Con respecto a la entrega de medicación para personas con enfermedades crónicas se dispuso en todas las farmacias del sistema de salud público la entrega de la misma por 3 meses, incluso sin receta actualizada para evitar las salidas innecesarias y la exposición. También se habilitó la posibilidad de recetas virtuales y que los familiares, voluntarios o población general de menor riesgo puedan retirar los fármacos y trasladarlos al domicilio de los pacientes.

Las personas con enfermedades crónicas nunca deben abandonar su tratamiento, éste incluye el plan alimentario adecuado indicado por un/a nutricionista, realizar actividad física en forma regular mínimo 3 veces por semana adaptada a la situación de pandemia actual, no fumar ni estar expuesto al humo de tabaco ajeno, tomar la medicación todos los días, y si es diabético colocarse la insulina diariamente y medirse la glucemia según la indicación de su médico de cabecera.

Consejos para una alimentación adecuada:

– Consumir 3 frutas y 2 porciones de verduras todos los días.

– Incorporar legumbres, cereales integrales.

– Ingerir carnes rojas con poca grasa, pollo sin piel y pescado fresco.

– Consumir, leche, yogurt y quesos descremados.

– Utilizar, aceite de girasol, maíz, oliva siempre en crudo.

– Beber al menos 2 litros agua segura por día.

– Evitar el consumo de frituras, fiambres y embutidos.

– Disminuir el consumo de sal, alcohol y ultraprosesados.

– Sí es diabético evitar el consumo de azúcar, miel, golosinas y usar edulcorante sin calorías o consumir amargo.

En todo el mundo durante la pandemia se ha observado una demora en la consulta de las personas con síntomas de infarto al corazón y accidente cerebrovascular, debido al temor al contagio al concurrir a un hospital, esto empeora la evolución y pronóstico de dichas patologías. Por ello se aconseja a la población que consulté o llamé al servicio de emergencias ante síntomas como dolor de pecho opresivo que se irradia al brazo o cuello, falta de aire, dolor de cabeza muy intenso, debilidad repentina de la mitad de la cara y cuerpo, dificultad para hablar o entender, visión borrosa, pérdida del equilibrio, entre otros. Hay que reasegurar a la población que en las instituciones de salud están dadas todas las condiciones de bioseguridad necesarias para evitar los contagios.

Por supuesto que se deben reforzar las medidas de prevención de transmisión del coronavirus como el distanciamiento social, uso de tapabocas, lavado de manos, no compartir el mate ni utensilios, evitar las reuniones sociales y ser solidarios entre todos y en especial con el personal que está en la primera línea de batalla contra el virus.

Autora: Dra. Romina Lujan – Ref. ECNT APS


DEFINICIÓN DE ALIMENTACIÓN SALUDABLE – NQN

Categoría: HÁBITOS SALUDABLES

Es el tipo de alimentación que proporciona la combinación adecuada de energía y nutrientes, a través del consumo de diferentes grupos de alimentos en suficiente cantidad y calidad. Siendo apetecible, aceptada culturalmente y accesible.

Para hablar de alimentación, tenemos que tener en cuenta que la misma es consecuencia de la interacción de múltiples factores, de los que se destacan, los sociales, políticos, económicos, culturales y científicos. Estos son procesos que no están aislados ni son independientes, se relacionan unos con otros. En síntesis, la elección de que comer a nivel individual y poblacional es el resultado de la interacción entre el medio físico, espiritual, biológico, económico y social.

Por todo lo anteriormente descripto decimos que la Alimentación es un fenómeno social, que sólo puede ser explicado entendiendo que se trata de una estructura de alto grado de complejidad, como lo son los hechos humanos, donde entran en acción una elevada cantidad de variables, con fuertes interacciones entre ellas. Por lo tanto, se trata de un fenómeno multidimensional y multicausal que trasciende y desborda la competencia estrictamente médica, relacionándose además de la biología y la psicología, con la economía y la política, resultando un asunto individual y colectivo al unísono.

Una alimentación saludable no se trata solo de indicaciones dietéticas, poco realista, o de privarse de los alimentos que gustan. Se trata de sentirse bien, tener más energía, y mantener el estado de ánimo adecuado.

Tenemos que tener en cuenta que las necesidades de nutrientes y energía varían con la edad, el sexo, la actividad física y, momento biológico. Y que los hábitos alimentarios y las tradiciones varían en las diferentes zonas de Neuquén, no nos olvidemos de la disponibilidad de alimentos y las costumbres alrededor de los mismos. Entender y respetar estas premisas va a dar como resultado la aceptación, accesibilidad y adherencia.

En base a todo lo descripto, no existe una alimentación “ideal” adecuada para todos, ya que las necesidades nutricionales y los entornos son muy variables. La alimentación saludable, debe basarse en patrones locales, usando alimentos disponibles y respetando la cultura.

Todos necesitamos una alimentación saludable para sentirnos bien y disminuir el riesgo de enfermedades crónicas. Una dieta saludable, junto con no fumar y ejercicio físico regular puede disminuir la prevalencia de las enfermedades cardiovasculares, metabólicas y varios tipos de cáncer.

La alimentación saludable se caracteriza por ser suficiente, moderada, equilibrada y variada. Suficiente porque proporciona la energía, nutrientes y fibras para mantener la salud de una persona.  Equilibrada porque facilita la combinación justa de alimentos aportando todos los nutrientes necesarios. Moderada porque provee las cantidades adecuadas de alimentos para mantener un peso saludable y optimizar los procesos metabólicos del cuerpo. Variada porque incluye alimentos de distintos grupos.

Es importante destacar que ningún alimento, o grupo de alimento por sí solo contiene todos los nutrientes que necesitamos para estar sanos. Al introducir en la dieta alimentos variados, de todos los grupos se aumenta la probabilidad de consumir todos los nutrientes esenciales.

Para favorecer una alimentación adecuada y generar comportamientos alimentarios más equitativos y saludables, a nivel nacional se ha desarrollado un instrumento educativo para la población en general, “Guías Alimentarias para la Población Argentina (GAPA)”. La cual se complementa con una representación gráfica, que la simboliza de forma esquemática, agrupando los alimentos en categorías de acuerdo a su componente principal en cantidad, indicando cuáles alimentos o grupos de alimentos se deben comer más o menos frecuentemente.

Es importante promover el instrumento nacional de Referencia GAPA, en todo el territorio neuquino generando adecuaciones locales, según sus regiones, con el fin de respetar los alimentos disponibles, teniendo en cuenta las prácticas culturales, condiciones económicas y problemas locales de salud.

Este mismo criterio se debe llevar a cabo con las GAPI “Guías Alimentarias para la Población Infantil”, adecuación de las GAPA, teniendo en cuenta que los niños constituyen una población que necesita consejos específicos.

Se debe poner énfasis en que el inicio de la alimentación saludable es la Lactancia Materna. LA LECHE HUMANA es un fluido vivo que se adapta a los requerimientos nutricionales e inmunológicos del niño, según la etapa de maduración y desarrollo de sus órganos. La Lactancia materna contribuye al desarrollo sostenible porque es una forma de alimentación económica, ecológica, que previene enfermedades y garantiza el desarrollo psíquico, físico e intelectual de niñas y niños.

La OMS recomienda la lactancia materna exclusiva durante los primeros 6 meses de vida, es el único período en que un solo alimento es la única fuente de nutrición, a partir del sexto mes se aconseja, la incorporación de alimentos apropiados y seguros para la edad, manteniendo la lactancia materna hasta los 2 años o más.

En conclusión, la alimentación saludable es aquella que aporta todos los nutrientes esenciales y la energía que cada persona necesita para mantenerse sana. La   variedad, adecuación, accesibilidad y aceptación son características indispensables que debe incluir y respetar.


EL DESAFIÓ DE ESTUDIAR EN CUARENTENA

Categoría: Mes Actual , Novedades

¿COMO PODEMOS ORGANIZARNOS 

La pandemia del coronavirus (COVID-19) llegó para cambiar nuestros hábitos. En lo referido a la escuela, nos preguntamos cómo estudiar desde casa de una manera efectiva y sin sentirnos abrumados.

Estudiar en cuarentena es un desafío que requiere estrategias de organización eficaces. Se necesita disciplina y motivación, para mantenerse enfocado y así lidiar con las distracciones, aprovechar el contenido educativo y liberarse del estrés.Tenemos que tratar de construir el mejor ambiente, a continuación, te dejamos algunas recomendaciones para lograrlo.

¿POR DÓNDE EMPEZAR?  

1.ELEGI EL LUGAR IDEAL. Busca en tu casa un área bien iluminada, tranquila y con espacio suficiente, para que puedas concentrarte. Trata de evitar los lugares donde tus papás o hermanos suelen estar, te pueden distraer.

2.MANTÉNE TU RUTINA. Desayuna y vestiste como si fueras a clases presenciales, eso ayudará a que tu mente se prepare, recorda que es horario de clases, no te quedes en pijama.

3.CÓMODO, PERO SIN DISTRACCIONES. Tene en cuenta que vas a estar en clase desde tu casa, pero no hay que dejar que eso se convierta en un potencial factor de distracción, entre más lejos estés de la cama ¡mejor!

4.EQUÍPATE CON LO NECESARIO. Prepara tu computadora y revisa que funcione correctamente. Usa auriculares, con un buen micrófono para que escuches y te escuchen bien. Es normal que, al estar en tu casa, entren tus padres o hermanos al cuarto, o te hablen cuando estés en clase; estas situaciones ‘cómicas’ a veces pueden interrumpir tu atención, por eso es bueno tener auriculares puestos. Tene a mano cuaderno y lapicera, para hacer apuntes como siempre, estate cerca de un enchufe para la compu.

5.QUE NO SE TE CAIGA LA SEÑAL. Trata de que el lugar donde estudias tenga una señal estable de wifi. Podes mejorar la calidad de tu conexión al estar cerca del router o con un cable de red LAN. Una buena señal ayudará a que tu profesor no se quede «congelado», recorda que las clases en videoconferencia suelen consumir buena parte del ancho de banda de tu red.


PLANIFICA, PRIORIZA Y PARTICIPA

6.PLANIFICA TUS HORARIOS. Crea un plan de estudio tomando en cuenta el horario que vas a utilizar durante el día, podes ponerte breaks de 10 o 15 minutos después de cada clase. No te olvides de respetar tu hora de comida. Planifica tus fechas y días de entrega de tareas, trabajos y exámenes.

7.PRIORIZA TU TIEMPO DE ESTUDIO. Hace una lista de los trabajos que entregas cada día y evita que se te acumule la carga de pendientes. Contale a tu familia cuáles son los horarios de estudio y clases, ya que es importante su apoyo para que no se mezcle con la dinámica familiar o con tareas del hogar.

8.LEVANTA LA MANO ¡PARTICIPA! No te escondas en las videoconferencias, participa como si estuvieras en clase presencial; todos los integrantes en la llamada pueden participar de manera dinámica, tienen incluso botones para levantar la mano.


TRUCOS PARA APRENDER MEJOR

9.DESCUBRI CÓMO APRENDEMOS. ¿Sabías que existen múltiples tipos de aprendizaje? Identificar cuál te sirve, te va a ayudar en esta nueva forma de estudio:

-Si tu aprendizaje es mejor con lecto-escritura subraya palabras, repasa las lecturas más de una vez o hace apuntes a mano (no en el celular ni en la computadora).

Si te funciona más lo auditivo, te recomendamos grabar tu clase y volverla a escuchar, explicarle a tus amigos o compañeros lo que aprendiste.

Si tu aprendizaje es visual, realiza esquemas, dibujos, notas de colores mientras estás tomando la clase.

Otro tipo de aprendizaje es el kinestésico, para el cual te ayudará hacer experimentos o practicar con ejercicios. Cuando tu docente explique la teoría pedile que haga ejemplos prácticos o por tu parte busca más en YouTube.

10.MEJOR USA TU COMPU Y DEJA EL CELULAR. En dispositivos móviles como tablet o celulares es más difícil llevar a cabo actividades que te dé tu profesor, ya que tenes que salir de la aplicación para poder hacerlo.  Sin embargo, en una computadora simplemente abrís tu navegador, tus documentos y otras aplicaciones, sin necesidad de salir de tu clase virtual.

11.BUSCA RECURSOS EN LÍNEA. Podes encontrar bibliotecas digitales, tutoriales y muchas cosas más, lo que importa es que te asegures de su validez científica.

12.CERRA NETFLIX Y GUARDA LA PARTIDA. Ponele pausa a tu película o serie favorita y guarda la partida en el videojuego que estás tratando de terminar; respeta el horario para estudiar, trata de silenciar todos tus grupos de Whatsapp o deja el celular lejos de tu alcance por un rato.


¡MENTE SANA Y CUERPO SANO!

13.TUS EMOCIONES TAMBIÉN CUENTAN. Estudiar en casa puede generarte ansiedad; no te estreses, podes realizar algunas técnicas de relajación como la respiración profunda, que te puede ayudar a permanecer en calma. También te puede ayudar usar el tiempo libre para pasar ratos de calidad con tu familia; tene esa charla pendiente con tus papás o hermanos, saca los juegos de mesa, aprovecha que ahora podés almorzar y cenar con ellos.

14.COME SANO Y SEGUI MOVIÉNDOTE. Aliméntate de manera sana, en horarios definidos, tene a mano snacks saludables y mantenete hidratado. Estas pasando la mayor parte del tiempo sentado frente a tu computadora, levántate y hace estiramientos entre clase y clase para relajar tus músculos. También hace ejercicios en casa para compensar todo lo que no estás caminando en tu trayecto a la escuela.

15.SOCIALIZA, AÚN A LA DISTANCIA.  Conéctate con tus amigos, charla cotidianamente con ellos, por teléfono o video llamada.

Seguí estos consejos para organizar el estudio en cuarentena, tu cuerpo y mente te lo va a agradecer ¡Ánimo!